A Clemente lo que es de Clemente…

Posted in ARTÍCULOS on Jueves 9 febrero 2017 by obivalderobi

El mes pasado, este humilde administrador del blog (y aficionado al cómic desde su más tierna infancia) usaba esta plataforma para elevar una queja ante lo que me pareció una reflexión desacertada en el editorial de la revista de Panini “Marvel Age” del mes de enero, por parte de Julián Clemente.

En dicho texto, Clemente acusaba a ciertos grupos de lectores que se quejaban sobre los cambios en las colecciones de Marvel, incidiendo en personas que usaban el insulto para expresar sus desacuerdos, pero creando dudas de si incluía en dicha reflexión a otros lectores que no eramos proclives a muchos de los cambios sufridos en varias colecciones.

El caso es que el propio Julián me envió un mail privado en el que explicaba con más extensión lo que intentó reflejar, y en el mismo texto me aseguraba una rectificación en el siguiente editorial de la revista.

Por supuesto, fue un gesto que le honra ya que este blog no es, ni mucho menos, una plataforma oficial de nada, más allá de las opiniones de su administrador.

En el mismo correo Clemente me pedía disculpas, acto que me sorprendió agradablemente a la vez que me asombró que dedicara esas palabras a mi persona.

Y como mi madre me enseñó que “es de bien nacido ser ageadecido” (y tal y como le prometí), me hago eco en mi blog de sus claras intenciones de DENUNCIAR a aquellos que utilizan la violencia para imponer su criterio y APOYO SUS PALABRAS AL CIEN POR CIEN, así como AGRADECERLE PÚBLICAMENTE A JULIÁN CLEMENTE SUS DISCULPAS (tanto privadas como públicas) Y SU EDITORIAL ACLARATORIO EN EL “MARVEL AGE” DE FEBRERO.

A César lo que es de César y a Clemente lo que es de Clemente.

Anuncios

Tal día como hoy…

Posted in CINE y TELEVISION, Tal día como hoy... on Miércoles 8 febrero 2017 by obivalderobi

… en 1979 se estrenaba en España “SUPERMAN: LA PELÍCULA”, con Christopher Reeves (Clark Kent/Superman), Margot Kidder (Lois Lane), Marlon Brando (Jor-El) y Gene Hackman (Lex Luthor) como protagonistas.

Y aunque el slogan de la película era “Creerás que un hombre puede volar”, el gran logro fue hacernos creer que Clark Kent podía pasar absolutamente inadvertido y no ser identificado como Superman con tan solo unas gafas, un peinado y una pose. Nunca olvidaremos al gran Christopher Reeves.

superman-el-fim-poster

Marvel vuelve a sus orígenes

Posted in ARTÍCULOS, DC VS. MARVEL on Martes 7 febrero 2017 by obivalderobi

Algo no funcionaba bien en la Casa de las Ideas, y las ventas lo proclamaban a voz en grito.

Y es que quitando la Civil War II y La Conspiración del clon, el resto de colecciones se han visto superadas en la lista de ventas por el acertado rescate de los héroes pre-52 de DC, con su Rebirth.

Ahora, según un rumor al que se le da bastante credibilidad en la web americana sobre el cómic http://www.bleedingcool.com, Marvel se estaría planteando relanzar a sus héroes icónicos de la misma manera que la Distinguida Competencia ha puesto en práctica.

Los lectores han llegado al límite de su tolerancia, y no es para menos, al ver que las colecciones emblemáticas siguen adelante sin los personajes que les dieron razón de ser: Hulk sin Banner, Thor sin Odinson (y dándole una colección donde su adjetivo es “el indigno”), Iron Man sin Tony, con Doom y una adolescente, Lobezno sin Logan, Capitán América con Sam Wilson y un Steve “hydralizado” o unos X-Men con los alumnos originales convertidos en adolescentes sacados del continuo-temporal son el gran legado que está llevando a Marvel a la deriva.

El fandom español más veterano también está cansado de este baile de personajes, que sólo transmite una grave falta de imaginación o creatividad por parte de los guionistas y editores. Y es que no necesitamos destruir a los personajes icónicos para que nuevas creaciones tengan su lugar en el universo (como han demostrado durante casi 80 años Batman o Superman, aunque puntual y coyunturalmente hayan tenido reemplazos con fecha de caducidad).

El propio pasado de la editorial demuestra lo innecesario del rumbo que está siguiendo Marvel, y tan solo tenemos que recordar el caso en los 70 del nuevo adolescente que iba a suplir el rol de Peter Parker coexistiendo e interactuando con él, como fue el caso de Richard Rider, a.k.a. Nova, que, no sólo se hizo con colección propia, sino que se le erigió como pilar de un nuevo supergrupo (The New Warriors).

En definitiva, creo que hay sitio en Marvel para nuevas creaciones sin destruir el rico legado que los aficionados de ambos lados del charco ansiamos leer.

Para los más curiosos (y versados en inglés), os dejo el enlace del artículo de blendingcool que ha motivado el post. https://www.bleedingcool.com/2017/02/06/marvels-big-plans-2017-never-mind-politics/

Renacimiento: Wonder Woman

Posted in ARTÍCULOS, DC: WONDER WOMAN on Domingo 5 febrero 2017 by obivalderobi

El enésimo reinicio del universo DC ha picado mi curiosidad, debido en gran parte a los precios populares que han llevado algunos números uno y debido, en otra parte, a los nuevos equipos creativos a los que eran asignadas las colecciones de los inmortales personajes de la editorial.

De esta forma, me hice con los respectivos inicios de Superman, Detective Comics, Batman, Hal Jordan y los Green Lantern Corps, JLA y Flash.

De estas colecciones me han gustado los planteamientos que Patrick Gleason hace en Superman, con un nuevo esquema de superfamilia del que ya plantó las semillas Richar Donner hace unos años, y con el Superman pre-52 rescatado para la saga, con una interesante trama sobre el concepto del último hijo de Krypton ya visto, pero fresco y algo distinto.

También me han gustado los inicios de Joshua Williamson en Flash (con la vuelta del Wally West con el que Mark Waid y Geoff Johns nos encandilaron, alternado con el nuevo Wally West y un interesante plot sobre afectados por la fuerza de la velocidad) y Robert Venditti en Green Lantern, colección en la que asistimos al siguiente paso en la evolución de la eterna lucha entre Sinestro y Jordan, con un Rafa Sandoval a los dibujos que me ha encantado.

No me han gustado los guiones de Brian Hitch en JLA (me ha parecido un reboot muy manido y ya me temía que Hitch como autor completo iba a “pinchar”) ni los de Tom King en Batman y Scott Snyder en All-Star, aunque Romita sea mi debilidad y las críticas hablen maravillas del mismo.

Pero la gran sorpresa para mí (de momento) ha venido por parte del tomo que se ha puesto a la venta dedicado a la gran Diana de Themyscira.

“Universo DC Renacimiento: Wonder Woman”, tomo en cartoné con cuatro números americanos, comienza con el especial “Wonder Woman Rebirth #1” donde Greg Rucka (novelista que ya estuvo al frente de la colección en la época de las Crisis de identidad) establece una nueva premisa en la serie, poniendo en duda lo que Diana sabe sobre sí misma y sus orígenes y lanzándola a la búsqueda de la verdad. Para ello recurrirá a un secundario al que nunca me podría imaginar que le solicitase ayuda.

A su vez, en el tercer episodio de la serie regular, y con las tramas de la búsqueda de la verdad abiertas, abre un nuevo año uno para el personaje, distinto a lo que conocíamos con antelación.

En el apartado gráfico, el dibujo de Liam Sharp y el color de Laura Martín convierten estos primeros episodios en una delicia para el lector. Dichos autores se alternan con el trabajo gráfico de Nicola Scott, que es quien se encarga de las narraciones del nuevo Año Uno, cambiando los trazos de Sharp por otros más “dulcificados” y acordes con la diferente narración.

El tomo es una gran recomendación y una compra imprescindible este mes, porque, de seguir al alto nivel que han mostrado hasta ahora los autores, me temo que pueden firmar una etapa inolvidable en la colección de Wonder Woman.

¿Sabías que…

Posted in ARTÍCULOS on Lunes 30 enero 2017 by obivalderobi

… El Amazing Spider-man #121 (la muerte de Gwen Stacy) y el #122 (la “muerte” del Duende Verde) salieron a la venta en Estados Unidos UN MARTES TRECE? (13 de febrero y 13 de marzo de 1973).

Ya sé que el día nefasto para los americanos no es el martes, sino el viernes 13, pero no deja de ser curioso para el aficionado español (el cual teme el nefasto “martes trece”) una curiosa coincidencia.

La “muerte” de los omnigold.

Posted in ARTÍCULOS on Viernes 27 enero 2017 by obivalderobi


Uno de los grandes retos del lector y/o coleccionista de cómics es preservar sus ejemplares a lo largo de los años, para poder disfrutar el máximo tiempo posible de dichos números.

En el discurrir de la historia de los tebeos en España han sido muchos los formatos que han pasado por las manos de los cientos de miles de lectores que disfrutaron de décadas de aventuras de sus personajes preferidos. Desde el estilo apaisado en papel de prensa en el que se leían en los años cincuenta aventuras de colecciones como “Hazañas bélicas” 

Formato apaisado típico de la década de los 50

o “Roberto, Alcázar y Pedrín”, pasando por las publicaciones en grapas de diversas series o las legendarias “novelitas” pertenecientes al volumen uno de la editorial Vértice, los formatos de edición han ido evolucionando con el tiempo, en parte innovando con respecto a ediciones internacionales (Bibliotecas Marvel) y en parte trasladando otros ya estandarizados (el de novela gráfica, por ejemplo).

Centrándonos en el mercado superheróico (donde el tebeo pasa de ser un elemento de distracción pasajero a artículo preciado de colección), la selección de un formato ideal para el lector se convierte en un caro ejercicio que le obliga a renovar sus colecciones a medida que las nuevas reediciones de las antiguas series van saliendo a la venta.

Para el aficionado Marvel español en concreto, las reediciones comenzaron en los setenta, cuando Vértice (ante la escasez de nuevos materiales que editar) decidió volver a publicar las mismas aventuras que se leyeron adaptadas a formato novela de lomo encolado en el volumen uno, transformados en formato cómic americano cosido por grapas centrales (lo que sería el volumen tres). Estos cómics eran en blanco y negro hasta finales de los setenta, y ya en sus últimos números editados, lanzaron el formato grapa pero a color.

Volumen 3 de Vértice, con los episodios a color

Durante los ochenta el formato de grapa a color sería el utilizado por Surco y Bruguera, además de serlo por Forum en sus inicios. Pero mientras Surco y Forum optaron por publicar material inédito, Bruguera publicó el 90% de su fondo Marvel sobre ediciones de números publicados anteriormente por Vértice (recortando viñetas y páginas y con traducciones terribles y reinterpretativas, creando diálogos distintos a lo publicado en U.S.A.).

No es hasta principios de los noventa que Planeta (desde su división de cómics conocida vulgarmente como Forum) comienza a publicar formatos de reedición de mayor número de páginas y en lomo cosido, agrupando sagas legendarias de las distintas colecciones. Fueron las cabeceras “Obras maestras” y “Orígenes Marvel” las que abrieron el camino a formatos desconocidos que ilusionaron al aficionado, y donde comenzó el terrible vicio de conservar, en mejores formatos, las etapas memorables de cada colección (hay que recordar que, por ejemplo, el “Born again” de Daredevil se publicó inicialmente como complemento de Spider-man).

Colección “Obras maestras” de Comics Forum (editorial Planeta de Agostini)

 A día de hoy, el formato más alabado por la mayoría de los usuarios de tiendas especializadas es el conocido como OMNIGOLD, que es un tomo con gran cantidad de páginas (de 400 a 800), editado en tapa dura, y con el que el aficionado completista y/o coleccionista puede agrupar gran cantidad de cómics americanos a un coste proporcionalmente económico (en cuanto al precio unitario de cada número contenido en el tomo).

Otra de las ventajas que argumentan sus numerosos seguidores es la estética al figurar en la estantería dichos tomos (en cuanto a uniformidad y alineación), así como la solidez de la edición o el contenido de extras y artículos aclaratorios en el mismo.

Estantería con formato Omnigold

Y no deja de ser cierto que la faceta coleccionista que habita en cada lector está satisfecha con estas características novedosas. Sin embargo este mismo formato posee unas debilidades que pueden convertirlo en una edición no deseada por la faceta lectora-compulsiva del comprador.

Uno de los principales inconvenientes de los omnigold es el peso: Al contener tal cantidad de páginas, el manejo de uno de estos tomos convierte el ejercicio de su lectura en imposible si se quiere leer acostado en la cama, o en una sesión de halterofilia en la que, habitualmente, podemos sufrir ciertas molestias en los brazos al mantener suspendido el libro durante un periodo largo de tiempo (40 minutos, por ejemplo), un problema que no se puede solucionar con un atril o apoyando el tomo en una mesa debido a que su gran número de páginas hace inviable el poder abrirlo de par en par.

Este último detalle me da pie para comentar uno de los clavos en el ataud del formato: El temido “clac”.

Efecto físico de un “clac” en un omnigold del Capitán América

El “clac” es el sonido que cualquier comprador de estos formatos teme, y es el producido cuando se intenta abrir en exceso el omnigold y se rompe uno de los encolados que unen las agrupaciones de páginas de su interior, emitiendo el temido crujido.

Lo más sencillo sería decidir no aperturar en exceso el tomo durante su lectura. Sin embargo, dependiendo de las aventuras contenidas y reeditadas, esta decisión puede ser inviable si se quieren disfrutar de ciertas “splash pages” (páginas completas o dobles) o ciertos bocadillos alojados cerca del margen que corre cerca del lomo.

Ese “clac” se suele reflejar físicamente en una irregularidad en la zona de adherencia y cosido junto a lomo y en una apertura forzada en esa zona del omnigold cada vez que se vuelva a abrir por esa página, quedando “herido” el tomo de por vida.

Otra de las consecuencias del peso del formato es el efecto de la gravedad sobre las páginas centrales. Debido a la cantidad de páginas contenidas en este tipo de formatos, el grupo de páginas centrales que no se pueden beneficiar de la sujeción de las tapas y que deben “gravitar” todo el tiempo que permanecen en las estanterías, tienden a descolgarse, creando el efecto “U” 

Efecto “U” de las páginas centrales de un libro de más de 500 páginas, después de varios años en una estantería

que hemos visto en muchos libros. Aún siendo una consecuencia que no aparece hasta pasado bastante tiempo (por lo que es posible que aún no la haya sufrido ningún lector, debido a lo reciente del formato), es otra característica negativa anotada en el debe del omnigold.

La última debilidad del formato reside en su lomo y es otro defecto que aparecerá en el futuro de aquel comprador que decida releer y usar el tomo con cierta asiduidad. 

Tomo omnigold en el que se aprecia la debilidad en la unión del canto del tomo con la portada

El lateral se compone de un lomo de cartón que no está unido al lomo de costura de las páginas y que se encuentra adherido a las tapas de cubiertas por la propia lamina de impresión de dichas tapas. Esta unión es débil, para facilitar la apertura del tomo, y, con el paso del tiempo, la lámina se vuelve quebradiza, pierde elasticidad, y termina por partirse, separándose del tomo y dejando el lateral sin protección. 

Ejemplo de libro de más de 500 páginas que ha perdido su “lomo” o “canto” debido a su uso cotidiano

Es un efecto que conocemos de ediciones como los Superhumor, los Asterix o los Tintín, los cuales, a base de muchas relecturas y aperturas terminaban por perder el “canto” donde aparecía el título del tomo.

Evidentemente, la solución a dos de estos tres aspectos negativos del formato pasa por leerlos lo mínimo posible, para preservarlos de abrirlos en demasía. Y, posiblemente, sea ésta una solución que muchos compradores pongan en práctica, debido, sobre todo, a que las aventuras contenidas en dichos tomos son historias muy leídas y archiconocidas por sus adquisidores, los cuales las han disfrutado mil veces en otros formatos anteriores. Son los que yo denomino los coleccionistas completistas, es decir, lectores veteranos con solvencia económica que buscan ediciones con el máximo número de cómics americanos incluidos en un tomo, con buena rotulación, papel, color digitalizado y traducción, en un formato sólido que viste mucho en la “comicteca”.

Sin embargo, yo, como lector empedernido que soy, no puedo acumular tomos con el simple objetivo de “vestir un estante para que quede bonito”. Los cómics son un entretenimiento que se disfruta al leerlos y así cumplen su función y para mí, que he leído, leo y leeré mi “tebeoteca” antes, ahora y en el futuro, el formato omnigold se me antoja incómodo y frágil. ¿Y por qué tengo algunos? Por la sencilla razón que hay números y colecciones que sólo han sido publicados en este formato en español.

Una vez analizados los pormenores del omnigold y expresada mi opinión (absolutamente subjetiva) sobre su utilidad, no puedo sino reconocer que, para aquellos aficionados a Marvel que quieran tener etapas completas de ciertos personajes en una edición cuasi definitiva, es una buena elección su adquisición.

Para mí, el mejor formato sigue siendo la grapa (siempre y cuando no mezclen colecciones en la misma), seguido muy de cerca por el formato que ECC está utilizando en su edición de ASTRO CITY, un libro de tapa dura, de unas 120-200 páginas con un contenido de unos seis a diez cómics americanos.

¿Y el tuyo? ¿Cual es tu formato ideal?

Top 10 (ventas U.S.A. diciembre 2016)

Posted in ARTÍCULOS, DC VS. MARVEL, TOP TEN on Domingo 15 enero 2017 by obivalderobi

Las ventas estimadas del pasado mes de diciembre, ofrecidas por la distribuidora Diamond, las encabezaron los siguientes números y colecciones: Sigue leyendo